<
>

Tras suspensión en Washington, New York Mets enfocados en Philadelphia Phillies

play
Una 'frustración' no tan grande para Luis Rojas la suspensión por COVID-19 (1:38)

El mánager de los Mets sabe lo emocionante que es un Día Inaugural, pero enfatizó que la seguridad de sus jugadores es lo primero. Además, confirmó que su rotación de abridores se queda igual por el momento. (1:38)

El coronavirus dilató uno de los inicios de temporada más esperados en la historia reciente de los New York Mets, pero no afectará el enfoque de uno de los clubes más atractivos que tendrá el torneo de las Grandes Ligas en el 2021.

La oficina del comisionado de las ligas mayores (MLB) anunció el viernes la posposición de la serie de inicio de temporada entre los Mets y los Washington Nationals como consecuencia de un brote de COVID-19 en el equipo de la capital de Estados Unidos.

Los Mets comenzarán su temporada el lunes contra los Philadelphia Phillies en el Citizens Bank Park, pero el debut de los Nationals dependerá de los resultados del rastreo de contactos que el equipo haya realizado tras el brote, consistente en tres jugadores y un empleado contagiados y otros seis individuos en cuarentena por precaución.

"Nosotros sabemos lo emocionante que es el día inaugural, estábamos bastante emocionados, habíamos tenido muchas conversaciones y una reunión [donde se habló] sobre lo emocionados que estábamos por empezar la temporada y lo preparados que nos sentimos", dijo el manager de los Mets, el dominicano Luis Rojas, a ESPN Digital.

"Que esto pasara se puede decir que es un poco frustrante, pero no tan grande, porque tenemos que recuperarnos, seguir trabajando", dijo Rojas, durante una conferencia vía zoom organizada por su equipo.

"¿Qué podemos controlar ahora mismo? Lo que podemos controlar es que vamos a jugar una serie contra Filadelfia, empezando el lunes, entonces tenemos que seguir preparándonos", agregó.

"Creo que ya pasamos la parte emotiva de no poder jugar el primer día y el enfoque está en el lunes en Filadelfia", dijo.

Rojas informó que mantendrá sus lanzadores abridores alineados de la misma manera del plan original.

El caballo Jacob deGrom abrirá el lunes, Marcus Stroman el martes y David Peterson el miércoles, en Filadelfia. Taijuan Walker comenzará el jueves contra los Miami Marlins en la apertura de temporada en el Citi Field. La única variación es que ahora deGrom tendrá su segunda salida el sábado 10 contra los Marlins en Queens en lugar del martes 8 en Filadelfia.

Rojas aprovechó el encuentro con la prensa para dar una actualización sobre el proceso de recuperación del lanzador venezolano Carlos Carrasco, quien comenzará la temporada en lista de lesionados por una molestia en la corva de la pierna derecha.

"Carrasco ha avanzado muy bien, incluso lanzó en prácticas de bateo en vivo durante la semana y lució muy bien", dijo Rojas. "Pero no hemos cambiado nuestra decisión de llevar su situación semana a semana", agregó.

Desde el final de la temporada recortada por coronavirus del 2020, en la que ocuparon el último lugar en el standing de la División Este de la Liga Nacional, los Mets transformaron notablemente su rostro, dentro y fuera del terreno.

El billonario Steven Cohen pagó más de $2,200 millones de dólares para convertirse en el nuevo dueño mayoritario del equipo, que luego adquirió a Carrasco y el súper estelar torpedero puertorriqueño Francisco Lindor desde los Cleveland Indians. Antes de que fuera pospuesto el el partido del jueves en Washington, Lindor y los Mets se pusieron de acuerdo en una extensión de 10 años y $341 millones de dólares.

Por esos y otros movimientos, los Mets pasaron a ser uno de los conjuntos favoritos para avanzar lejos en la nueva temporada, que para ellos no arrancará hasta la próxima semana.

"Es un poco decepcionante, pero lo más importante es la salud. Pienso que todo se manejó adecuadamente", dijo Rojas. "Estamos enfocados en Filadelfia", agregó.