<
>

Cowboys y Vikings, un duelo entre equipos en polos opuestos

play
¿Qué es lo que hace favoritos a los Cowboys ante los Vikings? (3:12)

El reporte y análisis de Carlos 'Tapa' Nava previo al duelo entre Dallas y Minnesota. (3:12)

Dallas viene de perder frente a un equipo en crisis, Minnesota derrotó a domicilio a uno de los contendientes de la AFC

La semana pasada, los Minnesota Vikings hallaron el camino hacia la victoria ante uno de los pesos pesados de la liga en uno de los mejores partidos del año. Los Dallas Cowboys, en contraste, encontraron la manera de perder ante un rival en crisis.

Dos equipos que circulan en polos opuestos se verán las caras el domingo en Minneapolis con diferentes puntos a tocar en sus respectivas agendas.

Dallas (6-3) que en algún momento se encumbró como una de las mejores defensivas de la NFL, ha permitido al menos 26 puntos en tres de sus últimos cuatro encuentros luego de no conceder más de 19 en ninguno de sus primeros cinco compromisos de la campaña.

Sumándose al reto de componer a una unidad que ha sido la base del éxito en la temporada, está el hecho de que el domingo tendrán enfrente a unos Vikings (8-1) que están montados en una racha de siete victorias, en buena medida gracias a un ataque que promedia 25 puntos por encuentro.

Para los Cowboys, que el domingo pasado en su visita a los Green Bay Packers dejaron escapar una ventaja de 14 puntos en el último cuarto por primera vez en la historia de la franquicia (195-1), el duelo ante los Vikings llega con cierto sentido de urgencia luego de caer al tercer lugar en la División Este de la Conferencia Nacional y al sexto puesto en la preclasificación rumbo a playoffs en la NFC.

Dallas busca ratificar su estatus como aspirante l cetro que dicta su registro de 6-3. Sin embargo, sólo dos de esos triunfos han sido ante equipos con marca ganadora (Cincinnati Bengals y New York Giants) y ambos fueron con Cooper Rush como quarterback titular. Difícilmente encontrarán una mejor prueba que los Vikings.

La dupla del quarterback Kirk Cousins y el receptor abierto Justin Jefferson encabeza el séptimo mejor ataque aéreo de toda la NFL. Jefferson, segundo en la NFL esta temporada con 1,060 yardas recibidas, ha superado las 100 en seis encuentros esta campaña, incluyendo cinco de los últimos seis.

Pero Dallas presume la cuarta mejor defensiva contra el pase en toda la liga, encabezada por el esquinero estelar Trevon Diggs (tres intercepciones).

Además, Dallas llega al encuentro como líder de la liga con 35 capturas, sumándose a las malas noticias para Cousins, quien apenas tiene dos triunfos en 10 inicios en su carrera contra Dallas y ha perdido dos de tres como miembro de los Vikings a pesar de tener una relación de 6-0 en touchdowns e intercepciones en ese lapso.


Kansas City Chiefs (7-2) en Los Angeles Chargers (5-4)

Cuando Justin Herbert y Patrick Mahomes se encuentran sobre el emparrillado, el drama está garantizado.

Los cuatro enfrentamientos directos que han disputado a lo largo de las últimas tres temporadas se han definido todos por seis puntos o menos, incluyendo dos que fueron a tiempo extra. La mala noticia para los Herbert y los Chargers es que han terminado del lado equivocado del marcador en tres de esos compromisos.

El domingo, los Chargers buscarán dar otro paso rumbo a su primer viaje a playoffs desde el 2018 cuando reciban a los Chiefs, que han ganado tres partidos consecutivos para afianzarse en el primer lugar de la Conferencia Americana.

Los Chargers llegan con dos derrotas en sus últimos tres partidos inundados por un mar de lesiones, que afectan principalmente a la línea ofensiva y al cuerpo de receptores, dejando a Herbert prácticamente al descubierto.

A pesar de las ausencias, Herbert comanda a la quinta mejor ofensiva aérea de la liga y el corredor Austin Ekeler es segundo con 10 touchdowns totales (seis por tierra y cuatro por aire). Pero los Chargers siguen sin vencer a un solo equipo con balance positivo esta campaña y la prueba del domingo no es menor.

Luego de cinco temporadas como titular, Mahomes le ha quitado al mundo de la NFL la capacidad de asombro. La calidad de su juego ha alcanzado tal dimensión que incluso la más ridícula de las estadísticas parece estar a su alcance.

Luego de nueve partidos Mahomes encabeza a la liga con 2,963 yardas y marcha en ritmo de romper el récord de 5,477 yardas en una campaña que impuso Peyton Manning en el 2013, cuando el calendario aún era de 16 encuentros. Sus 25 pases de touchdown también son la cifra más alta en la NFL esta campaña.

La Semana 11 comenzó el jueves con la visita de los Tennessee Titans (6-3) a Green Bay (4-6) con triunfo para Tennessee con un contundente 27-17.

La jornada continúa el domingo con los siguientes encuentros: Chicago Bears (3-7) en Atlanta Falcons (4-6), y Carolina Panthers (3-7) en Baltimore Ravens (6-3); Cleveland Browns (3-6) en Buffalo Bills (6-3), en un duelo mudado a Detroit por una nevada.

Ese mismo día juegan los Washington Commanders (5-5) en Houston Texans (1-7-1); Philadelphia Eagles (8-1) en Indianapolis Colts (4-5-1); New York Jets (6-3) en New England Patriots (5-4); Los Angeles Rams (3-6) en New Orleans Saints (3-7); Detroit Lions (3-6) en New York Giants (7-2); Las Vegas Raiders (2-7) en Denver Broncos (3-6); y Cincinnati Bengals (5-4) en Pittsburgh Steelers (3-6).

La acción concluye con el "Monday Night Football" con el duelo entre San Francisco 49ers (5-4) y Arizona Cardinals (4-6) desde el Estadio Azteca de la Ciudad de México. Los últimos dos equipos que ganaron partidos en México jugaron el Super Bowl esa misma temporada.

Los Miami Dolphins (7-3), Seattle Seahawks (6-4), Tampa Bay Buccaneers (5-5) y Jacksonville Jaguars (3-7) tienen su semana de descanso.